miércoles, 11 de diciembre de 2013

Uruguay, un vecino para visitar

La República Oriental del Uruguay es, además de cercano, un destino apetecido por los argentinos en general, y los cordobeses en particular. Sus ciudades y balnearios y la reconocida “campechanía” de sus habitantes son detalles para evaluar.


Montevideo, Atlántida, Piriápolis, Punta del Este, La Pedrera, Punta del Diablo, Cabo Polonio son destinos deseados, pese a la coyuntura económica y las medidas que complican planear las vacaciones en familia.
Uruguay, un destino tradicional y preferido por cientos de miles de argentinos, igualmente atrae y el Estado uruguayo otorga algunos beneficios que ayudan a compensar en parte las diferencias monetarias y generan buenas expectativas para la temporada verano 2014.
El sector privado uruguayo, como el inmobiliario, también está haciendo esfuerzos. A modo de ejemplo, vale mencionar que para alquileres temporarios, se está coordinando con operadores argentinos para que los arrendamientos puedan abonarse hasta en 12 cuotas, pagaderos en pesos argentinos o con tarjetas de crédito emitidas en la Argentina. El mayor segmento donde se aplica esta opción es en la Ciudad de Buenos Aires.
Desde el ámbito estatal, los ministerios de Turismo y Economía de Uruguay, también concertaron beneficios para los turistas extranjeros, como la devolución del IVA sobre servicios turísticos prestados a personas físicas, no residentes, hasta el 31 de julio de 2014, que sean abonados mediante tarjetas de débito o crédito emitidas en el exterior. La empresa emisora de la tarjeta deberá incluir en el estado de cuenta, el descuento que figure en el ticket emitido.
Los servicios comprendidos son: gastronomía, en restaurantes, bares, cantinas, confiterías, cafeterías, salones de té y similares, o por hoteles, moteles, apart hoteles, hosterías, estancias turísticas, hoteles de campo, granjas turísticas, posadas de campo, casas de campo y camping hostels, siempre que dichas prestaciones no integren el concepto de hospedaje.
Catering para la realización de fiestas y eventos.
Servicios para fiestas y eventos, no incluidos en el ítem anterior.
Alquiler de vehículos sin chofer. Se mantienen además los siguientes beneficios ya existentes:
Régimen de Tax Free, para compras realizadas en comercios adheridos al sistema, cumpliendo el trámite correspondiente en el momento de la compra y en tanto el egreso del país se produzca a través de alguno de los siguientes pasos de frontera: Aeropuerto Internacional de Carrasco; Aeropuerto de Laguna del Sauce; Puerto de Montevideo; Puerto de Colonia; Terminal de Arribos de Cruceros de Punta del Este; Puente Salto – Concordia; Puente Paysandú – Colón, y Puente Fray Bentos – Puerto Unzué.
Al momento de dejar el país, deberá completarse el trámite correspondiente para el reintegro, en los puestos debidamente identificados.
Descuento del 24% en combustibles, sobre el precio de venta, en estaciones ubicadas en un radio de 20 kilómetros desde los puestos de frontera con Argentina, cuando se pague con tarjetas.
IVA cero en hoteles (beneficio válido para extranjeros presentando documento de identidad).
Los peajes se pueden pagar en pesos uruguayos, pesos argentinos, reales o dólares.

Montevideo

Recorrer 30 kilómetros de costa es una de las posibilidades imperdibles que ofrece la capital montevideana, que nunca le da la espalda al río de la Plata.
Por un extenso trayecto, desde Capurro hasta Carrasco, se extiende la Rambla de Montevideo, que fue concebida como un balcón hacia el mar.
Sus tramos poseen especial belleza ya que, en su recorrido, sea a pie, en bicicleta o en auto, además de las hermosas playas, es posible apreciar la arquitectura urbana que las rodea. Edificios antiguos y modernos, plazas y espacios deportivos, se suceden y conforman atractivas panorámicas para el turista.
Desde el puerto capitalino hacia el este, se suceden las playas más urbanas: Ramírez, Pocitos, Carrasco, Buceo y Malvín, en tanto que hacia el oeste, hay otras playas más agrestes, como la Colorada, Punta Espinillo, Punta Yeguas, Zabala o Santa Catarina.
Las playas de Montevideo son características por sus finas y blancas arenas y las calmas aguas del río, así como por su seguridad. Hay servicio de guardavidas puestos de primeros auxilios y atención médica de emergencia.
En el verano, además, se pueden disfrutar espectáculos y actividades recreativas gratuitas para niños, jóvenes y adultos.
    • Pocitos. Desde hace 100 años es la playa montevideana más concurrida, gracias a sus excelentes servicios y su cercanía al centro de la ciudad. Sus orígenes se remontan al siglo 19, cuando fue uno de los primeros balnearios de América del Sur.Actualmente es una importante zona residencial, con su característico paisaje costero bordeado por un cinturón de edificios altos. En verano, la playa es elegida para la práctica de actividades deportivas, como fútbol playa, vóley y diversos deportes náuticos. A su vez, en invierno, la rambla de Pocitos se torna ideal para patinadores y ciclistas, que aprovechan su vía exclusiva para circular.
    • Buceo. La playa Buceo rodea al pequeño puerto homónimo, inaugurado en 1939, y proporciona una de las vistas más pintorescas de la ciudad. Deportes náuticos, regatas y pesca deportiva forman parte de las actividades habituales del pintoresco rincón montevideano.En las pescaderías próximas al puerto se puede comprar el mejor pescado fresco de la ciudad e incluso degustarlo en establecimientos al aire libre.
    • Malvín. Rodeada por uno de los barrios más elegantes de la capital, la playa Malvín se caracteriza por ser más amplia que las anteriores y por tener aguas más claras.Frente a la playa puede verse la Isla de las Gaviotas, una formación rocosa que da un encanto especial al paisaje. Como todas las playas de Montevideo, cuenta con parador y guardavidas.
    • Carrasco. Es playa del barrio residencial más importante de Montevideo. Sus casonas, antiguas y modernas; sus calles arboladas, y su tranquilidad son el marco perfecto para una playa extensa y de fina arena blanca.En marzo de 2013, la rambla de Carrasco recuperó uno de sus emblemas, cuando abrió sus puertas Casino Carrasco & Spa, edificio con 100 años de historia, declarado Patrimonio Histórico Nacional en 1975.

De Atlántida a Punta del Este

Atlántida, a 45 kilómetros de Montevideo, es la ciudad balnearia insignia de Canelones, pero a lo largo de sus 70 kilómetros de costa, se puede optar por balnearios donde los pinares se conjugan con extensas y anchas playas.
El Pinar, Salinas, La Floresta, Costa Azul, Jaureguiberry, entre una decena más de balnearios sencillos y amistosos, ofrecen tranquilidad y vida familiar, incluso preferida por los uruguayos.
Alquileres: la quincena, entre U$S 900 y U$S 1.400.
Hoteles: desde U$S 60 la habitación doble.
Distintas opciones de restaurantes y comidas para llevar, atención médica eficiente y seguridad, caracterizan este destino.
Informes: imcanelones.gob.uy

Playas de Maldonado

Seguramente Piriápolis y la internacional Punta del Este, son los destinos más buscados y conocidos.
Piriápolis. Fundada por Francisco Piria en 1893, mantiene hasta nuestros días su estilo europeo y recuerda la Costa Azul francesa o la famosa Biarritz.
Con una hotelería clásica y bien mantenida, a los que se agregaron nuevas inversiones, ofrece al turista una amplia opción para su alojamiento.
Hermosas playas como la Grande, la Verde y playa Hermosa; posibilidad de excelentes jornadas de pesca desde la costa o embarcados; alternativas para practicar trekking, caminatas en los alrededores de la ciudad, cabalgatas y paseos al cerro Pan de Azúcar, Castillo de Piria, cerro del Toro y aerosilla en el cerro San Antonio, uno de los íconos de la ciudad.
Ofrece además una gastronomía de nivel y adaptada a los gustos y bolsillos del visitante, basada en productos del mar.
Alquileres de casas: la quincena, en enero, entre U$S 1.800 y U$S 2.500, según las comodidades. En febrero se pueden conseguir precios algo más bajos.
Hoteles: la hotelería de dos estrellas, entre U$S 70 y U$S 90 la habitación doble, y entre U$S 120 y U$S 140 en los de tres estrellas, todos con desayuno e impuestos incluidos.
Menú turista: aproximadamente U$S 12.

Punta del Este

Reconocido internacionalmente como uno de los principales balnearios de Sudamérica y el más exclusivo de la región, Punta del Este se ubica en el departamento Maldonado, a sólo una hora y media de la capital del país.
Lujosas residencias de veraneo; altos edificios de departamento frente al mar; enormes yates en el puerto, y hoteles y restaurantes de lujo, lo transforman en el balneario de mayor glamour de esta zona de América.
No en vano fue elegido como destino de veraneo por grandes celebridades, como el diseñador Ralph Lauren; el jugador del fútbol Zinedine Zidane; el cantante de Metallica, James Hetfield, o la colombiana Shakira.
Al recorrer la ciudad, el visitante encuentra una amplia oferta recreativa, que incluye salas de exposiciones, restaurantes, pubs, discotecas, tiendas de antigüedades, galerías de arte, cines, teatros y una agitada vida nocturna.
La diversidad de su costa la hace un destino ideal para la realización de deportes como el surf, windsurf, jetski, motonáutica, vela, pesca y yachting. En tierra firme, los turistas también encuentran escenarios privilegiados para la práctica de otros deportes como el polo, el golf, el tenis o el rugby.
En síntesis, Punta del Este, es sinónimo de un sinfín de alternativas para satisfacer las necesidades de los paladares turísticos más exigentes y heterogéneos.

Gorlero y calle 20

Un paseo de compras al aire libre, donde convergen las marcas internacionales más reconocidas, desde Christian Dior hasta Benetton, junto a productos uruguayos tradicionales de primer nivel.
Uno de los puntos más fuertes de la ciudad, es la avenida Gorlero, la principal calle del balneario. En torno a esta avenida nació la vida turística de Punta del Este y en ella se encuentran galerías comerciales, restaurantes, cines, casinos, locales comerciales y muchos atractivos más.

Casapueblo

A 20 minutos de Punta del Este se encuentra esta casa-escultura de estilo mediterráneo, realizada por el artista uruguayo Carlos Páez Vilaró, que se transformó en un ícono arquitectónico del balneario.
Actualmente, la peculiar edificación funciona como museo de arte moderno y en los atardeceres de verano se realizan múltiples actividades culturales.

Precios

Alquileres: departamento para cuatro personas, un dormitorio y living, entre U$S 2.000 y U$S 3.500; de dos dormitorios, entre U$S 3.500 y U$S 6.000, de acuerdo a los servicios del edificio y la ubicación.
En la zona de La Barra, tres ambientes con dependencias, desde U$S 8.000 en adelante. Estos precios son orientativos, mensuales y para enero; en febrero serían un 30% más bajos.
Hoteles: de dos estrellas, desde U$S 90; tres estrellas, desde U$S 130 y cuatro estrellas desde U$S 190, por habitación doble, con desayuno e impuestos incluidos.
  • Articulo publicado en Destino Punta del Este