jueves, 13 de marzo de 2014

Blues, soul y otras músicas de Jimmy Burns


EL MÚSICO ESTADOUNIDENSE Y SU BANDA SE PRESENTAN ESTA NOCHE EN BJ BAR


Esta noche, el cantante y compositor Jimmy Burns se presenta en BJ Bar para un recorrido por su repertorio, en el cual conviven estilos como el blues o el soul, entre otros.

"Me encanta seguir tocando", dice el veterano.

Jimmy Burns habla con El País desde Brasil, país que lo dejó encantado. Es la primera vez que Burns hace una gira por Sudamérica y como él mismo diría, "So far, so good" ("hasta ahora, todo bien"). "La gente ha reaccionado muy bien. Le ha gustado mucho, lo cual me alegra, claro".


Si no puede ver el video, haga click aquí
Burns es promocionado como una "leyenda del blues" y hay un par de argumentos para sostener semejante título. Para empezar, tiene pedigrí. Su hermano Eddie Burns fue un destacado "blusero" (falleció hace tres años).
Para seguir, Burns es una figura regular en el circuito de conciertos en vivo en Chicago, y esa ciudad tiene una ilustre tradición de músicos de blues.
Pero Burns relativiza su pertenencia a un género musical, y también el renombre de Chicago como epicentro de ese estilo. "No es que no toque blues, sí lo hago, pero ese estilo no es excluyente en mi identidad como músico. Si escuchas mis discos, te darás cuenta que hay mucho R&B (NdR: por "Rhythm & Blues") y soul. Mi último disco, Stuck in the middle, es un buen ejemplo de eso. Por otra parte, el `sonido Chicago` consta básicamente de unos músicos del delta del río Mississippi que grabaron sus discos en esa ciudad. Ese es el sonido de Chicago. En realidad, es imposible tocar blues sin tener como referencia la música del delta. No hay atajos", dice Burns, quien justamente se mudó de esa zona a Chicago de niño.
A pesar de ya haber pasado los 70 años, Burns tuvo recién su primer álbum en 1996, cuando ya era un hombre que había pasado los 50 años (nació en 1943). En los años 60 grabó unos cuantos sencillos para diversos sellos menores, pero nunca llegó a un larga duración.
Después de esos primeros pasos, estuvo décadas fuera de la música. "No quiero hablar sobre por qué estuve tanto tiempo sin grabar o presentarme en vivo, pero sí puedo decir que fue muy bueno poder grabar mi primer disco, Leaving Here Walking, y poder sacar tantas canciones que acumulé durante tantos años. Ese sí fue un disco de blues".
Pero Burns ya no compone tanto. "Ando buscando temas para interpretar en mi próximo disco, ya veremos qué sale", dice y es consciente que lo suyo pasa por dos instrumentos: la voz y la guitarra.
"Hay algo con la guitarra y el blues que está muy ligado, que no sé cómo explicar. Claro que hay gente que toca otros instrumentos y que hace muy buenas canciones de blues, pero la guitarra es la reina. Y mi estilo es bien sencillo. Yo soy el ancla que mantiene todo estable, y dejo que los demás hagan solos".
Su voz, en tanto, se mantiene sorprendentemente vigorosa y elástica para alguien de su edad, algo de lo que él está muy al tanto. "Es cierto", dice por teléfono entre risas. "No hago nada para mantenerla en forma, y la verdad que he roto cada regla que existe respecto al cuidado de la garganta: tabaco, alcohol, marihuana... Consumí todo eso cuando era más joven pero aún así la garganta está en buena forma".
El concierto en BJ (Uruguay 960), está anunciado para las 22 horas y las entradas se pueden comprar anticipadas en los locales de la red Abitab.
Artículo publicado en El País.